La convocatòria de vaga del 14F als diaris

EUROPA PRESS

LOS SINDICATOS DE ENSEÑANZA CATALANES CONVOCAN EN FEBRERO A LA SOCIEDAD A MANIFESTARSE PARA RETIRAR LA LEY DE EDUCACIÓN
Advierten de que habrá un “periodo de confrontación social” si el conseller no renuncia a aprobar la LEC

BARCELONA, 10 Ene. (EUROPA PRESS) –

Los principales sindicatos de enseñanza convocaron hoy una jornada de huelga y una manifestación unitaria el jueves 14 de febrero en el centro de Barcelona para pedir la retirada de la futura Ley de Educación de Catalunya (LEC), que consideran que “abrirá las puertas a la privatización de las escuelas públicas”, además de una “gestión jerárquica” y una “desregularización” de las condiciones de trabajo de los maestros.

Las movilizaciones que los sindicatos –Ustec-Stes, CC.OO., Aspepc•Sps, UGT y CGT– anunciaron en una rueda de prensa conjunta comenzarán esta tarde con una concentración ante el edificio de CaixaForum, donde el conseller de Educación, Ernest Maragall, presentará las bases de la LEC a la comunidad educativa.

La portavoz de Enseñanza de Ustec•Stes, Rosa Cañadell, advirtió al conseller de que si, tras las movilizaciones, decide no retirar la LEC, “se abrirá un periodo de confrontación social muy negativo para la educación pública” de Catalunya.

Durante el día de huelga los niños podrán acudir al colegio, donde se ofrecerán “servicios mínimos” –presencia de la dirección del centro y de la conserjería–. Sin embargo, Cañadell animó a los padres y alumnos a unirse a la manifestación, ya que “defender la escuela pública es defender el puntal de la sociedad democrática”.

Los sindicatos insitieron en que sus reivindicaciones no son económicas, sino “sociales”, ya que consideran que el sistema propuesto por el conseller Maragall es similar al británico, donde ha “destrozado” a la escuela pública.

“EVALUAR LA EDUCACIÓN EN TÉRMINOS DE PRODUCTIVIDAD”.
El portavoz de la Federación de Enseñanza de Fete-UGT, David Medina, aseguró que con el sistema recogido en las bases de la LEC (la única parte de la ley dada a conocer a la comunidad educativa), se pasará a “evaluar la educación en términos de productividad”.
Así, según Medina, se dejará a la familia que haga “la inversión en educación que su economía permita”, haciendo que las escuelas pasen de ser instituciones a ser empresas y poniendo “en el mercado” la enseñanza.

“HUELGA GENERAL DE LA EDUCACIÓN” PÚBLICA Y PRIVADA.
La secretaria general de Enseñanza de CC.OO., Montse Ros, señaló que las bases de la normativa afirman que se “estimulará la presencia y el crecimiento de la escuela concertada”, en lugar de “consolidar la red pública”, como establece el Pacto Nacional por la Educación (PNE). “Ni sus propios compromisos son capaces de cumplir”, lamentó.
Además, establece cambios en el modo de contratación de profesorado, que pasará de obedecer a criterios “subjetivos”. “Se anuncian estos cambios sin ninguna garantía de que supondrán una mejora de las condiciones”, criticó. Por todo ello, pidió que el día 14 sea una “huelga general de la educación” en Catalunya.

“AGRESIÓN CONTRA LA RED PÚBLICA CATALANA”.
El representante de Enseñanza Secundaria de Aspepc-Sps, Xavier Massó, consideró la futura ley una “agresión contra la red pública catalana” de educación y un modo de la Conselleria de “desentenderse de sus obligaciones”.
Según consideró, el departamento que dirige Ernest Maragall recoge “el triste sistema de matar al mensajero”, culpando al profesorado, en lugar de hacer “autocrítica”.

“LOS MEJORES RESULTADOS” DE PISA, EN LA ESCUELA PÚBLICA.
El secretario general de Enseñanza de la CGT, Emili Cortavitarte, sostuvo que “los mejores resultados” del informe Pisa (que situaba a Catalunya a la cola de la educación en Europa) se dieron entre alumnos de la escuela pública. Por ello, criticó el modelo propuesto por la Conselleria de “privatizar todo lo que sea privatizable”.
Para Cortavitarte, “el modelo que coge el conseller Maragall es el británico”, que está “absolutamente fracasado”, en lugar del finlandés, que encabeza la lista de resultados del informe Pisa. “Perderemos a la escuela pública tal y como la conocemos ahora”.

EL PUNT

ELS MESTRES ANIRAN A LA VAGA DEL 14 DE FEBRER CONTRA LA REFORMA DE MARAGALL
Cinc sindicats exigeixen la retirada del document de bases de la llei catalana d’educació

MARCEL BARRERA. Barcelona
Els sindicats de mestres van treure ahir la destral de guerra. Pel dijous 14 de febrer han convocat una manifestació i una vaga general, la primera que es convoca en set anys, al conjunt de centres públics d’ensenyament per exigir la retirada del document de bases de la llei catalana d’educació (LUC) que el conseller d’Educació, Ernest Maragall, va presentar al novembre. Per la USTEC, CCOO, ASPEPC, FETE-UGT i la CGT, els sindicats convocants, les propostes del govern són «inacceptables» perquè «obren la porta a la privatització» dels centres educatius. També es prepara una manifestació oberta «a tots els ciutadans», que podria ser el dia 17.

+ El conseller Maragall durant la conferència que ahir va fer a Caixafòrum davant de 350 persones. Foto: GABRIEL MASSANA
Els motius de la jornada de protesta, que portarà com a lema En defensa de l’ensenyament públic i de qualitat. No volem aquesta llei i vol paralitzar tot l’ensenyament públic, són bàsicament tres. El primer d’aquests motius, i un dels que tots els sindicats coincideixen a assenyalar, és que «promou una gestió privada a les escoles i instituts» perquè obre la porta que cooperatives i entitats sense ànim de lucre es facin càrrec dels centres.
Els altres dos arguments són que s’aposta per una «desregulació» de les condicions laborals del professorat i que el departament, en lloc de fer una aposta seriosa per augmentar el finançament, creu que la solució per millorar el rendiment dels alumnes «passa per una gestió jeràrquica i empresarial i una lògica de mercat», és a dir, per donar molt poder a les direccions dels centres i autonomia als centres. A partir d’aquests punts, consensuats pels cinc sindicats, que no descarten que a la vaga del dia 14 s’hi afegeixin els docents dels centres concertats, cadascú va marcar ahir el seu propi perfil.

«CONFRONTACIÓ SOCIAL»
Rosa Cañadell, de la USTEC, va voler fer una crida al conseller Maragall perquè retiri el document de bases perquè, si no, va advertir, «s’obrirà un període de confrontació social que serà molt negativa per a l’ensenyament públic». La USTEC, com la resta de sindicats, va dir que les propostes que ha llançat Educació beneficien l’escola privada concertada.

MARAGALL, «DESLLEIAL»
Especialment dura, tenint en compte que CCOO va firmar el Pacte Nacional per a l’Educació el 30 de març del 2006, va ser la seva portaveu, Montse Ros, que va acusar el Departament d’Educació, i en concret el conseller Maragall, de «deslleial» amb el seu sindicat i de «no complir ni els compromisos que va firmar el seu germà», en referència a l’època en què Pasqual Maragall era president de la Generalitat.
El portaveu de la CGT, Emili Cortavitarte, també va apuntar contra Maragall, i va criticar que un economista encapçali la cartera d’Educació. «Aquesta llei segueix el model de l’Organització Mundial del Comerç i vol reproduir el model britànic, on l’escola pública ha quedat destrossada.»

ELS ALUMNES, A CASA
No massa lluny es va expressar David Medina, de FETE-UGT, per qui «la llei fa possible la reproducció de les desigualtats socials, els professors perden drets i és una agressió a la cohesió social». Per Xavier Massó, d’ASPEPC-SPC, amb les propostes de Maragall l’«escola pública es converteix en subsidiària de l’escola concertada i el govern abandona les seves responsabilitats». La jornada de vaga, que es farà coincidir amb manifestacions a Barcelona, Girona i Tarragona, anirà acompanyada de protestes «puntuals» que pugui organitzar cada centre per la seva banda. Els sindicats, que també preparen una manifestació ciutadana que es podria fer el diumenge dia 17, recomanaran a les famílies que el dia 14 no portin els seus fills a l’escola.

AVUI

EDUCACIÓ

VAGA DE MESTRES ALS CENTRES PÚBLICS EL 14 DE FEBRER
Els sindicats exigeixen la retirada de les bases de la llei d’educació | Denuncien que no introdueix mesures per millorar l’escola pública i que obre la porta a la seva privatització

PERE VIRGILI
Els sindicats més representatius de l’ensenyament públic, USTEC-STEs, CCOO, ASPEPC-SPS i UGT, van convocar ahir el professorat de les escoles i instituts a una jornada de vaga per al 14 de febrer per exigir al departament d’Educació la retirada de les bases de la llei catalana d’educació, embrió d’una norma que els representants sindicals consideren que no introdueix mesures per millorar l’escola pública sinó que en fomenta la privatització.
La vaga, a la qual ahir van sumar-se els principals sindicats d’estudiants de l’ensenyament secundari, l’AJEC i el Sindicat d’Estudiants (SE), tindrà com a acte central una manifestació a Barcelona en què els representants del professorat instaran els pares, els agents socials i “la societat en general” a participar, segons va indicar Rosa Cañadell, portaveu d’USTEC-STEs, sindicat majoritari.
Cañadell va advertir que si Educació no retira la llei “s’obrirà un període de confrontació social molt negatiu per a l’educació pública de Catalunya”.

Es tracta de la primera vaga de professorat convocada de forma unitària als centres públics des que el tripartit va accedir al govern. Les bones relacions que els sindicats de professors, a excepció d’USTEC, van establir amb la conselleria d’Educació del primer tripartit i que van conduir a la firma del Pacte Nacional per l’Educació s’han anat deteriorant els últims temps, i s’ha anat generant un malestar que ha culminat amb la presentació d’una proposta de llei que no ha agradat als representants del professorat.
Els sindicats sostenen que la llei “fomenta l’oferta de l’escola privada concertada” i no introdueix millores a l’escola pública, denuncien la possibilitat que els centres públics puguin ser gestionats per empreses privades, i recelen de la intenció del departament de donar més autonomia als centres i reforçar les direccions per establir els seus projectes i poder triar el professorat. En un manifest, aquestes organitzacions subscriuen que la millora de l’educació pública “no passa per una gestió jeràrquica i empresarial de les escoles ni per la lògica del mercat, sinó per un augment de la inversió que possibiliti abordar tota la problemàtica dels centres i l’alumnat”.
La portaveu d’USTEC i la secretària general de la federació d’ensenyament de CCOO, Montse Ros, van coincidir a denunciar que “es traslladi als centres tota la responsabilitat del seu funcionament” i que el text “només es fixi en la gestió i el professorat de l’escola pública”. El document també proposa un enduriment de les condicions d’accés a la professió.

Tràmit urgent
El conseller Ernest Maragall va refermar ahir la voluntat del departament de tirar endavant la llei, “amb urgència”, en una conferència al CaixaForum per presentar les bases a la comunitat educativa de Barcelona. Membres dels sindicats convocants van convocar una concentració al mateix CaixaForum per expressar el seu rebuig al text.
Maragall va considerar la norma “necessària” per “donar el salt a l’excel•lència que el país demana”, i va definir-la com “un pacte amb els docents”, als quals va assegurar que donarà “tot el suport necessari”.

LA VANGUARDIA

ESCUELA PÚBLICA ANUNCIA UNA HUELGA CONTRA LA LEY DE EDUCACIÓN
Los sindicatos fijan el 14 de febrero para suspender clases en colegios e institutos

MERCÈ BELTRAN – Barcelona – 11/01/2008. Las fuerzas sindicales argumentan que se trata de huelga ideológica y no reivindicativa
El conseller considera “inadmisible” que los sindicatos “quieran declarar la guerra” a la futura ley
Los sindicatos mayoritarios del ámbito de la enseñanza pública en Catalunya anunciaron ayer, en una rueda de prensa conjunta, la convocatoria de una jornada de huelga para el próximo 14 de febrero en protesta por la filosofía de la ley de Educación, en estos momentos aún en proceso de elaboración. El Sindicato de Estudiantes, organización que aglutina básicamente a los alumnos de secundaria, anunció ayer su apoyo a la convocatoria, al igual que la Associació de Joves Estudiants de Catalunya (AJEC).

La huelga, que los sindicatos definen como “ideológica y no reivindicativa” del colectivo de profesores ya que no pide ninguna mejora ni salarial ni laboral, tiene como objetivo que el Departament d’Educació retire el documento de bases de la ley de Educación y se siente a negociar con los representantes de los trabajadores.
Portavoces de los sindicatos Ustec-Stes, CC. OO., Aspepc-SPS, Fete-UGT y CGT desgranaron las razones de este llamamiento a una jornada de huelga que, pese a los matices de cada fuerza sindical, tiene un denominador común: “Educació quiere finiquitar la escuela pública a través de la privatización de la educación”, lo que vulnera, a juicio de los sindicatos, los principios de igualdad de oportunidades y de cohesión social que debe cumplir la escuela pública.

Este es el primer paro general que convocan los sindicatos en la educación pública desde que CiU fue relevada en el Govern de la Generalitat por un gobierno de izquierdas. Pese a algunas discrepancias, como el hecho de que Ustec-Stes y Aspepc-SPS no firmaran el Pacte Nacional per a l’Educació, o algún tira y afloja durante la implantación de la sexta hora en primaria, el clima de entendimiento ha sido lo que ha caracterizado las relaciones entre sindicatos y Govern en estos cinco años, algo que ahora queda en entredicho.
Los sindicatos lamentan que no se les haya tenido en cuenta al elaborar el documento de bases y en la redacción del primer articulado de la ley, que según David Medina (Fete-UGT) “ya está hecho”. Medina insinuó que el proyecto es fruto del consenso del departamento con la escuela cristiana. Educació considera que con los sindicatos ya se consensuó el pacto nacional, que es la base de la ley, pero estos sostienen que las bases de la ley “abren caminos muy diferentes de los que están en el pacto”, argumentó Medina.

A juicio de los portavoces sindicales, los problemas de la educación pública no se pueden solventar con la privatización del sistema – “se sigue el modelo de Gran Bretaña y no el de Finlandia”, argumentaron-, ni tampoco con un diagnóstico “parcial y desviado” de la situación. La ley supone una deslealtad que no aceptaremos”, señaló Montse Ros (CC. OO.). Consideran también que la Administración “se desentiende de su responsabilidad y obligaciones en la enseñanza pública y culpabiliza al profesorado del fracaso de sus políticas”, dijo Xavier Massó (Aspepc-SPS).
Emilio Cortavitarte, de CGT, afirmó que “esta es la ley que le hubiera gustado hacer a un Govern de derechas”.
En Ustec-Stes, fuerza sindical mayoritaria y que es la que ha presentado más batalla contra el departamento junto a Aspepc-SPS, se vaticinó que si Educació no retira la ley, “se abrirá un periodo de confrontación social que será muy negativo para la educación pública”, afirmó Rosa Cañadell. Los sindicatos no descartan convocar a toda la sociedad a una manifestación en contra de la ley antes de que se inicie la campaña electoral.

El conseller respondió a los sindicatos poco antes de presentar las bases de la ley a la comunidad educativa en CaixaForum. Consideró “inadmisible” que quieran “declarar la guerra” a la futura ley y expresó su deseo de que se puedan encontrar “espacios de diálogo” para llegar a un consenso con los profesores.

EDUCACIÓ

MEJORA DEL SISTEMA EDUCATIVO

El departamento sostiene que las medidas incluidas en la ley buscan mejorar la eficacia y eficiencia del sistema educativo, tanto público como concertado. Rechaza el argumento que esgrimen los sindicatos de que se va hacia la privatización de la enseñanza pública y de que se pone en riesgo la cohesión social, ya que se apuntan medidas para hacer una distribución más equitativa de los inmigrantes en todos los centros del sistema.

LOS ARGUMENTOS

SINDICATOS

PERJUDICA A LA ENSEÑANZA PÚBLICA

La ley abre la puerta a la privatización de la enseñanza pública porque prevé que la gestión de los centros pueda estar, de forma indirecta, en manos de entidades como cooperativas sin ánimo de lucro, equipos profesionales o ayuntamientos. Los sindicatos también cuestionan que sea necesario establecer el sistema de evaluación de los docentes que prevé la ley y no otro en función de los resultados de los alumnos, y dudan de que la propuesta de autonomía de centros que se hace sea la adecuada.

EL PERIODICO

11/1/2008 ENSEÑANZA

EL PROFESORADO IRÁ A LA HUELGA EL 14-F CONTRA LA REFORMA DE MARAGALL
Cinco sindicatos convocan una jornada de paro en la escuela pública de Catalunya
Los promotores de la protesta exigen la retirada de las bases de la ley de educación

JORDI CASABELLA. BARCELONA
Los sindicatos de maestros y profesores han decidido echarle un pulso al conseller de Educació, Ernest Maragall, y han convocado una jornada de huelga en la enseñanza pública para el próximo 14 de febrero para exigir la retirada del documento de bases de la futura ley de educación de Catalunya, de cuya elaboración han sido orillados. Las fuerzas sindicales afirman que el proyecto culpabiliza de los males de la educación al profesorado, en el que se centran las reformas, al tiempo que la Administración rehúye de sus responsabilidades, como la de comprometerse a inyectar más dinero en un sistema financiado de forma deficiente.
Siete años después de que el sector protagonizara en Catalunya su última jornada de paro durante la postrera legislatura de CiU, las cinco formaciones que en las últimas elecciones sindicales obtuvieron representación en escuelas e institutos (USTEC-STES, CCOO, ASPEPC-SPS, UGT y CGT) han logrado ponerse de acuerdo para desafiar al Govern en vísperas de la convocatoria de las elecciones generales del 9-M.

MANIFESTACIÓN

Las federaciones de enseñanza de CCOO y UGT, las más reticentes a secundar la protesta a las puertas de unos comicios, han superado sus reservas al obtener el plácet de los secretarios generales de ambos sindicatos en Catalunya, Joan Coscubiela y Josep Maria Álvarez, respectivamente. El Sindicato de Estudiantes, que aglutina básicamente a alumnos de Secundaria, se ha sumado a la protesta.
El paro, fijado para un jueves, irá acompañado de una manifestación, a celebrar el domingo 17, en la que se busca la complicidad de la ciudadanía para “reclamar la medidas educativas que Catalunya necesita”.
La protesta llega cuando aún no se han cumplido dos años de la firma del Pacte Nacional per l’Educació, que acabó por secundar el grueso de la comunidad educativa, sindicatos incluidos, con la excepción de USTEC-STES, que mantiene una política de confrontación sistemática con la Conselleria Educació.
En virtud de lo acordado en el pacto, especialmente a raíz de la introducción de la sexta hora de clase diaria en los centros públicos de Primaria, y de los acuerdos colaterales a su puesta en funcionamiento, en los dos últimos cursos la contratación de maestros ha registrado un notable crecimiento. No es el caso de los institutos, donde el aumento de profesorado ha sido tímido. Las mejoras sociales, han ido, igualmente, a más. Pero el proyecto que apadrina el conseller, que a diferencia de lo ocurrido con la ley orgánica de educación (LOE) del Gobierno central y la ley de educación de Andalucía (LEA), aprobada recientemente, han contado con un acuerdo previo con los sindicatos, se ha cocido a sus espaldas, algo que juzgan inadmisible.

PROPUESTAS MAL RECIBIDAS

El anuncio, esbozado en las bases de la ley, de que las escuelas podrán elegir libremente al profesorado y que este podrá ser remunerado en función de los resultados de la evaluación de su trabajo, y la insistencia en reclamar el endurecimiento de los criterios que dan acceso a la profesión, han acabado por desbordar la paciencia sindical, que acusa a Educació de descuidar otras cuestiones ajenas al desempeño profesional.
Los convocantes del paro temen que en los centros acabe por imponerse “la lógica del mercado”, con un “una gestión jerárquica y empresarial” que desvirtúe su caracter público y modifique sus actuales condiciones laborales.

EL PAIS
LA ENSEÑANZA PRIMARIA Y LA SECUNDARIA IRÁN A LA HUELGA EL 14 DE FEBRERO
ANA GUARDIOLA – Barcelona – 11/01/2008
Tal como se perfilaba a finales de diciembre, la huelga contra la Ley de Educación de Cataluña (LEC) que prepara el departamento dirigido por Ernest Maragall se llevará a cabo el próximo 14 de febrero. Los principales sindicatos de enseñanza convocaron ayer el paro en la primaria y la secundaria para exigir la retirada del anteproyecto.
Los sindicatos USTEC, ASPEPC, CC OO, UGT y CGT quieren actuar cuanto antes frente a una ley que, según han plasmado en un manifiesto conjunto, “abrirá las puertas a la privatización de las escuelas públicas”. Por eso, el llamamiento al seguimiento de la huelga se ha dirigido a todos los docentes de la escuela pública y al conjunto de la comunidad educativa.
Los dirigentes de los sindicatos advirtieron ayer en rueda de prensa al Gobierno de las consecuencias en caso de no retirar la LEC. La portavoz de USTEC, Rosa Cañadell, dijo que se abrirá “un periodo de confrontación social que será muy negativo para la educación pública”. Las movilizaciones ya empezaron ayer. Medio centenar de delegados sindicales se concentraron ante el edificio de Caixafòrum, donde el consejero Ernest Maragall presentó las bases de la LEC, y pidieron su dimisión. Maragall tachó de “inadmisible” la actuación de los sindicatos.
El sistema educativo catalán ha dejado constancia en múltiples ocasiones de sus debilidades, confirmadas recientemente por el Informe PISA, estudio de la OCDE sobre el nivel de la educación secundaria en todo el mundo. Tanto el Gobierno como los sindicatos son conscientes de la necesidad de cambiar en materia educativa, pero cada uno lo quiere hacer a su manera. Mientras que el Departamento de Educación cree que las mejoras se pueden conseguir con mayor autonomía en las escuelas e institutos y mejor evaluación de los docentes, los sindicatos aseguran que los problemas se solucionarían con un aumento serio de la inversión.
El Sindicato de Estudiantes, formado sobre todo por alumnos de secundaria, se ha sumado a la huelga por considerar la ley “una verdadera declaración de guerra contra la educación pública”.

EL PERIODICO

10/1/2008 15:38 H

PROTESTA POR UNA NORMA DEL GOVERN
CONVOCADA UNA HUELGA DE MAESTROS EN LA ESCUELA PÚBLICA CATALANA EL 14 DE FEBRERO CONTRA LA FUTURA LEY

EFE
BARCELONA

Los sindicatos más representativos de la educación pública en Catalunya han convocado hoy huelga de docentes para el 14 de febrero para exigir la retirada del documento de bases de la ley de educación, que consideran que abre la puerta a la privatización de los centros sin solucionar los problemas actuales.
USTEC-STES, CCOO, ASPEPC-SPS, FETE-UGT y CGT han hecho un llamamiento unitario a todos los docentes de la escuela pública y al conjunto de la comunidad educativa para participar en el paro, así como en una concentración en contra de la política del conseller de Educació, Ernest Maragall.

Los principales dirigentes de estos sindicatos han advertido en conferencia de prensa que si el Govern no retira de inmediato su propuesta de ley, se abrirá “un periodo de confrontación social que será muy negativo para la educación pública” en Catalunya, según ha dicho la portavoz de USTEC, el sindicato mayoritario, Rosa Cañadell.
Primer paro con Govern de izquierdas
Este es el primer paro general convocado por los sindicatos en la educación pública desde que los partidos de izquierda tomaron el relevo al frente de la Generalitat, tras 23 años de gobiernos de CiU.
La actual situación de enfrentamiento entre docentes y Generalitat contrasta además con el buen clima que imperaba en las relaciones entre ambas partes tras la firma del pacto nacional de educación, durante el mandato del anterior Govern, que fue suscrito por todos los sindicatos excepto USTEC.

El manifiesto conjunto suscrito por los sindicatos convocantes del paro asegura que la mejora de la educación pública “no pasa por una gestión jerárquica y empresarial de las escuelas ni por la lógica del mercado, sino por un aumento serio de la inversión que posibilite abordar toda la problemática y las necesidades de los centros y del alumnado”.
Rechazo de los nuevos mecanismos de evaluación del profesorado
El documento denuncia que la nueva ley “abre nuevas vías de privatización de la educación” y “promueve formas de gestión privada en los centros públicos que podrían pasar directamente a manos de entidades varias”.
Además, rechazan que la ley “apueste por una desregulación de las condiciones laborales del profesorado”, al prever mecanismos más férreos de evaluación de su tarea y nuevas fórmulas de contratación.
A juicio de los cinco sindicatos convocantes de la huelga, a través de la ley –que la conselleria pretende aprobar en el Parlament en el 2008– la Generalitat busca realmente “eludir su responsabilidad en la marcha de la enseñanza pública”, tras los últimos datos sobre el preocupante nivel de fracaso escolar.